7 cosas que hacer en Kanazawa

El tren bala acortaba los kilómetros que separan Matsumoto y Kanazawa a una velocidad de vértigo. A un lado, los Alpes japoneses, y al otro, el mar de Japón. Desde el asiento no podíamos dejar de mirar de un lado a otro sin saber cuál de los paisajes nos gustaba más.

En poco más de 3 horas, Kanazawa nos recibía con un calor sofocante. Sin embargo, esta vez las altas temperaturas no nos impedirían conocer uno de las ciudades que más ganas teníamos de descubrir.

Kanazawa, capital de la prefectura de Ishikawa, disfrutó de su particular época dorada que dio origen a su nombre, traducido literalmente como “marisma de oro”. Leyenda o realidad, se cree que un campesino que trabajaba las tierras donde hoy en día se asienta el jardín Kenrokuen, descubrió pozos de oro en las cercanías de un pantano que dieron lugar a la posterior riqueza de la ciudad.

Siglos más tarde, la poderosa familia Maeda gobernó la antigua provincia de Kaga, basándose en las cosechas de arroz,  hasta el final del periodo Edo. Esto no le bastó a Kanazawa para seguir creciendo tras el desarrollo industrial de la era Meiji, al igual que Tokio, Osaka o Nagoya.  

¿Conoces el JR Pass? Echa un vistazo al artículo en el que explicamos todo sobre este billete, la mejor manera de desplazarte por Japón.


El Hotel Guesthouse Nagonde se encontraba a escasos 5 minutos de la estación de Kanazawa. Un pequeño y moderno hostal regentado por un simpático hombre de mediana edad donde pasaríamos la siguiente noche en una habitación compartida de 4 literas, que finalmente pudimos disfrutar para nosotros solos. El hotel ofrece también habitaciones tradicionales de estilo japonés para vivir una experiencia diferente.

7 cosas que hacer en Kanazawa

El aire acondicionado de la habitación podría haber sido el culpable de que no hubiésemos salido a conocer la ciudad, que a esas horas traspasaba la barrera de los 32 grados. Pero entonces… ¿Cómo te hubiéramos contado estas 7 cosas que hacer en Kanazawa? ¡Allá vamos!


Puerta Tsuzumi y cúpula Motenashi, una bienvenida con historia.

Probablemente sea lo primero que veas nada más poner el pie en Kanazawa. De hecho, la puerta Tsuzumi no pasa desapercibida. Esta enorme estructura de madera representa un instrumento musical japonés llamado tsuzumi, aunque hay quien dice que simboliza el típico torii de color bermellón o puerta de entrada a un santuario.

Pero…si es un símbolo religioso… ¿Por qué está ubicada justo enfrente de la estación de tren?

Las historias que recorren la ciudad dicen que Kanazawa nació de una idea religiosa y que está rodeada de muchos templos repartidos por toda la ciudad, por lo que en realidad, la puerta Tsuzumi bien podría representar la entrada simbólica a un lugar sagrado. Así que, no resulta tan descabellado plantar una puerta como esta a la entrada de la ciudad ¿verdad?

7 cosas que hacer en Kanazawa

A la hora de darte la vuelta para sacar una fotografía en homenaje a este bonito recibimiento, de repente te percatas de una cosa. Justo detrás de la puerta Tsuzumi, sobresale la estructura en forma de paraguas de la estación de Kanazawa, la cúpula Motenashi, cuyo significado literal, es “bienvenida” u “hospitalidad”.

Además de albergar la estación, el Motenashi Dome es un espacio donde se celebran una gran variedad de eventos, y donde se encuentra en Centro de información.

Descubre el Castillo de Kanazawa.

Cruzar la puerta Kuro-mon es como viajar en el tiempo. De repente, hemos retrocedido más de 400 años hasta el periodo Edo, época en la que fue construido el castillo de Kanazawa como hogar del poderoso clan Maeda, señores de Kaga, uno de los dominios feudales más grandes y ricos de Japón.

7 cosas que hacer en Kanazawa

El castillo ha sufrido diversos cambios a lo largo de la historia, en gran parte debido a los incendios que provocaron otros señores feudales a lo largo de los años. Sin embargo, las sucesivas reconstrucciones han devuelto el esplendor a este bellísimo castillo del que solamente una de sus puertas originales se mantiene en pie, la puerta de Ishikawa, la cual nos conduce hasta el siguiente punto de interés.

7 cosas que hacer en Kanazawa

Viaja al pasado en los jardines de Kenrokuen.

¡Pasen y vean! Están accediendo a uno de los 3 jardines más bellos del Japón, un antiguo pensil que el clan Maeda supo mantener de generación en generación. Por todo el recinto se pueden encontrar hasta 63 tipos diferentes de flores y árboles, como los famosos cerezos, así que puedes hacerte una idea de lo increíble que debe ser pasear por Kenrokuen en plena primavera, época en la que estos árboles se muestran en todo su esplendor.

Pero además, el jardín está rodeado de puentes, estanques como el de Katsumiga, o una linterna de piedra, Kotokitoro, la cual se ha convertido en el símbolo de Kenrokuen. Junto al estanque Katsumiga, además de casas y colinas, se construyó una fuente de más de 3 metros que funciona mediante presión natural por la diferencia de altura entre los dos lagos artificiales.

7 cosas que hacer en Kanazawa

Uno de los edificios más emblemáticos de Kenrokuen es la residencia Samurái Seinsonkaku, relacionada también con el clan Maeda, en el cual se puede aprender un poco más de la vida de los samuráis durante el periodo Edo, y disfrutar de las colecciones privadas de la familia, como la de muñecas o la de los quimonos ceremoniales. Una auténtica joya en uno de los lugares más bonitos de la ciudad. El precio de la entrada a las residencia es de 700¥ y permanece abierta hasta las 17:00h.

La belleza del jardín proviene de su propio nombre. Kenrokuen, que significa “tener 6 factores”, recibió el nombre debido a los 6 atributos que debe tener un jardín perfecto: espacio, tranquilidad, artificio, antigüedad, cursos de agua y magnificas vistas desde el jardín.

7 cosas que hacer en Kanazawa

Sal en busca de geishas por los 3 distritos históricos.

El atractivo cultural de los 3 distritos históricos de Kanazawa, Higashi, Chaya, Kazuemachi Chaya y Nishi Chaya, ha llevado a los dos primeros a conseguir el reconocimiento como Patrimonio Histórico de Japón en el año 2008.

Entre las estrechas calles de estos barrios, rodeadas de casas de madera tradicionales, las geishas solían pulular entre las casas de té, entreteniendo a sus invitados con sus habilidades musicales cantando o tocando un instrumento, charlando con ellos o simplemente disfrutando de un té o una cena en alguno de los restaurantes del distrito.

Hoy en día, aunque resulta más difícil encontrar geishas, es una visita obligada si vas a pasar por Kanazawa. Quién sabe si mientras disfrutas de un bonito paseo entre casas centenarias puedes cruzarte con una de estas artistas del entretenimiento. 😉

7 cosas que hacer en Kanazawa

A través de las calles empedradas, a menudo aparecen casas de té tradicionales donde realizar la ceremonia o donde simplemente visitar una antigua casa de geishas, como la casa de té Kaikaro, en Higashi Chaya. Un paseo por la historia de una casa tradicional donde las geishas practicaban sus habilidades, recibían visitas importantes y donde descansaban después de una larga noche de trabajo. El precio de la casa Kaikaro es de 750¥ por persona, alrededor de unos 6€.

Como suele pasar en estos casos, la fama de estos distritos va en aumento y a veces resulta complicado adentrarse de lleno en el lugar debido al gran número de visitantes que reciben a diario. En este sentido, Higashi Chaya se lleva la palma, siendo Kazuemachi el menos conocido y por lo tanto el más tranquilo y auténtico. Sin embargo, si tienes tiempo, te recomendamos visitar los 3 barrios, así que cálzate las deportivas, ármate de paciencia, y a conocer la historia de Kanazawa.

7 cosas que hacer en Kanazawa

Recorre el mercado Omicho.

De sobra es conocida la calidad de los productos en todo Japón, sobre todo en lo referido al pescado, y aquí, en el mercado Omicho esta calidad se palpa en sus puestos, la mayoría de ellos especializado en mariscos y pescados.

Más de 200 puestos se reparten por este entramado de coloridas callejuelas donde sobre todo por las mañanas se respira un auténtico ambiente de mercado. Entre todos los puestos de mariscos también podemos encontrar otros de ropa, flores o verduras, además de un buen puñado de restaurantes.

Como ocurre en toda la ciudad de Kanazawa, entrar en este mercado es sumergirte en plena era Edo, y es que Omicho continua vendiendo sus productos del mar desde hace casi 300 años.

Prueba la calidad de este restaurante de sushi en Omicho.

Y si los puestos de pescado y marisco de Omicho cuentan con una calidad extraordinaria, te puedes imaginar la comida que ofrecen sus restaurantes. En concreto, el restaurante que nos recomendó el dueño del hotel en el que nos alojábamos. Uno de esos en los que el sushi recorre una cinta transportadora y puedes elegir tus preferidos según van pasando por delante de tus narices.

Durante nuestro viaje alrededor de Japón llegamos a probar bastantes restaurantes de sushi, y lo cierto es que jugando a ser jurado de masterchef, el que probamos aquí fue simplemente increíble.

Sí, te estarás dando cuenta de que aun no hemos mencionado el nombre del restaurante, y eso es porque no sabemos su nombre, ya que estaba en japonés. Solamente podemos decir que si accedes por la puerta sur del mercado, se trata del tercer puesto del lado derecho.

7 cosas que hacer en Kanazawa

Distrito Nagamachi Buke-Yashiki, un antiguo barrio samurái.

Una vez llegas al distrito de Nagamachi te das cuenta de un detalle, el silencio reina por todas partes. A pesar de lo interesante del lugar, las hordas de turistas aún no han llegado hasta aquí en masa, por lo que perderse por sus estrechas calles con antiguas casas de color ocre se convierte en una experiencia de lo más placentera.

Nagamachi fue residencia de los vasallos más ricos del clan Maeda, la época dorada de los samuráis de Kanazawa, por lo que no es extraño ver grandes casas de madera con una llamativa decoración de la época Edo.

Los canales de agua son también una parte importante en Kanazawa, con más influencia en Nagamachi. Aquí, el canal Onosho, el más antiguo de los 50 que hay en la ciudad fluye a través del distrito, y sirvió como protección contra incendios, para transportar suministros o para permitir a los residentes regar sus jardines.


Cómo ves, Kanazawa puede parecer una ciudad pequeña a simple vista, sin embargo, ofrece un buen puñado de opciones por las que merece la pena una visita. Depende el ritmo al que viajes, dedicaría 1 o 2 días a recorrer sus rincones, disfrutando de sus parques y jardines, perdiéndote entre las callejuelas de sus principales distritos o degustando su deliciosa gastronomía.

¿Conocías Kanazawa? ¿Tienes alguna pregunta sobre la ciudad? Pues no seas tímido y déjanos tu comentario aquí abajo o a través de nuestra página de Facebook con tu experiencia o tus dudas y estaremos encantados de responderte. 😉

Post relacionados

Déjanos tu comentario

Últimos artículos

Bosque de bambú y los templos de Arashiyama
El bosque de bambú y los templos de Arashiyama
3 julio, 2019
Qué ver en Kioto, el Japón más tradicional
27 junio, 2019
Que ver en Nachi Katsuura
Las montañas sagradas de Nachi Katsuura
12 junio, 2019

Suscríbete  y consigue 

esta guía

GRATIS

Es necesario que aceptes la política de privacidad para poder continuar.

OFERTAS PARA VIAJEROS

Booking.com

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies